Israel se prepara para ser escenario de tres etapas del Giro de Italia 2018

0
27

Para Israel, el ser sede del evento representa un enorme logro mientras intenta atraer a miles de turistas y tener la oportunidad de mostrarse al mundo

JERUSALÉN | AP.- Después de resolver una breve crisis sobre el estatus de su proclamada capital, Israel está listo para finalmente poner en marcha esta semana los preparativos para las históricas tres etapas del Giro de Italia que se correrán en su territorio.

Los mejores ciclistas del mundo iniciarán la carrera en Jerusalén el viernes, la primera vez que una de las Grandes Vueltas largará fuera de Europa. El mayor y más prestigioso evento deportivo que se haya realizado en Israel contará con Chris Froome, cuatro veces campeón del Tour de Francia, que busca convertirse en el tercer ciclista en coronarse de manera consecutiva en las tres Grandes Vueltas: el Giro, la Vuelta a España y el Tour de Francia.

Para Israel, el ser sede del evento representa un enorme logro mientras intenta atraer a miles de turistas y tener la oportunidad de mostrar su gente y sus paisajes a una audiencia televisiva a nivel mundial.

En sus 101 años de historia, el Giro había iniciado previamente una docena de veces fuera de Italia pero nunca fuera de Europa. Su arribo a Israel es el resultado de esfuerzos de cabildeo de Sylvan Adams, un canadiense-israelí aficionado al ciclismo que planeó que el acontecimiento coincidiera con los festejos de los 70 años de independencia de Israel. Adams señaló que el propósito es doble: promover el deporte en Israel y mostrar su imagen “normal” al mundo, en lugar de la típica relación con la guerra y los conflictos.

“Se trata de un mini Giro, por así decirlo. Durante tres días podemos cubrir un porcentaje del país similar al que cubre Italia en toda la carrera”, aseveró Adams a The Associated Press. “Exhibiremos la belleza de nuestro territorio, que Israel es un país deportivo, de puertas abiertas y donde la gente vive con libertad, y lo más importante, con seguridad”.

Sin embargo, como todo lo concerniente a Israel, la política no puede evitarse.

La edición de la carrera para 2018 largará en Jerusalén, pero los organizadores insistieron en que la ruta no incluirá ningún territorio considerado ocupado por la comunidad internacional. Eso implica que la ruta rodeará Cisjordania y el este de Jerusalén, zonas que Israel tomó en la llamada Guerra de los Seis Días en 1967 y reclamados por los palestinos como partes de un futuro Estado independiente. Los competidores evitarán la ciudad vieja de Jerusalén, la joya del turismo israelí y hogar de los sitios religiosos más importantes para judíos, cristianos y musulmanes.

La comunidad palestina ha criticado la decisión de realizar el evento en Israel, y organizaciones activistas han prometido manifestarse contra la carrera.

Después de una prueba contrarreloj inicial de 9,7 kilómetros en Jerusalén, la segunda etapa recorrerá la costa del Mediterráneo de Haifa a Tel Aviv.

La tercera etapa cubrirá un tramo de 229 kilómetros de Beerseba, en el desierto de Néguev, llegar a Eilat, en el extremo sur de Israel, junto al Mar Rojo.

Sin embargo, todas las miradas estarán puestas en Froome. Una victoria en el Giro de Italia convertiría al británico de 32 años en el séptimo competidor en la historia en ganar las tres Grandes Vueltas y apenas el tercero en poseer los tres títulos al mismo tiempo. Luego de defender exitosamente su corona en el Tour de Francia el año pasado, Froome se alzó con la Vuelta a España por primera vez.

La edición número 101 se disputará entre el 4 y 17 de mayo, con 21 etapas y cubriendo 3.546.2 kilómetros (2.203.6 miles), con 44.000 metros de elevación vertical.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here