¿Por qué temor a la dama?

0
56

Luís Córdoba Reyes

¿El cambio a los hombres corruptos y traidores les causa mucho escozor?

En Colombia hay un revuelo por un fenómeno político que está sucediendo con la figura de la senadora María Fernanda Cabal Molina del partido político Centro Democrático.

Esta dama empresaria y politóloga tiene a muchos politiqueros rebuznando y calificando a la senadora por su forma de expresar sus ideas y del modo como quita máscaras sin importar el personaje político, porque primero está la verdad que la compinchería.

La senadora es una persona que defiende la seguridad social, pero no esas seguridad que le roba al rico para darle al pobre, defiende la seguridad social donde el ciudadano pueda trabajar sin ser robado, secuestrado, vacunado o explotado.

El partido Centro Democrático debe de darle la oportunidad a una nueva generación y los señores Álvaro Uribe Vélez, Oscar Iván Zuluaga y Rafael Nieto Loaiza por el amor que dicen tenerle a Colombia tiene que apoyar a la dama que los socialistas no quieren ver crecer y menos llegar a la presidencia. La corrupción y la mafia colombiana con la presencia de la senadora están poniendo sus barbas en remojo, porque no es que ella hable duro, sino que dice verdades que destapa ollas, afloja roscas y va tras la corrupción sin importar el color político del corrupto. Colombia necesita un gobernante que la quiera de verdad, que sus fuerzas armadas se sientan apoyadas y el empresario respaldado y no expropiado, esa figura ya tiene nombre y apellido aunque a muchos les incomode sus propuestas.

La oposición colombiana encabezada por el “Exguerrillero” Gustavo Francisco Petro Urrego, la traidora de la patria Piedad Esneda Córdoba Ruiz y la desagradecida Íngrid Betancourt Pulecio personajes que le hacen carantoñas al socialismo del siglo XXI y a su compatriota Nicolás Maduro Moros, no quiere un cambio donde los colombianos vean la estafa que ellos representan.

¿Por qué el temor a la dama? Será que la dignidad, la moral y la ética de la senadora María Fernanda Cabal como no tiene precio, no le sirve a los corruptos que hacen vida en el senado y en la mayoría de los puestos públicos en Colombia.

Para las elecciones presidenciales del año 2022 los colombianos tienen la responsabilidad con su voto de defender la libertad, la democracia , la propiedad privada, la isonomía, la seguridad que se ha visto violada con un falso pacto de paz. ¿Por qué el temor a la dama? Este temor lo tienen los guerrilleros, los narcotraficantes, los corruptos, los socialista “ Primera línea” que le han hecho tanto daño a Colombia.

Colombia está en espera de un cambio, un cambio donde el ciudadano se sienta representado, la justicia protegida, la economía respaldada y la adquisición de conocimientos como la salud garantizada, un cambio donde el gobierno desempeñe su trabajo de empleado público y no sean el que se robe el fruto del trabajo de los colombianos. La senadora María Fernanda Cabal Molina, es la gerente que necesita Colombia para que el país salga de ese círculo vicioso que ha tenido la política colombiana.

El ex primer ministro del Reino Unido Winston Leonard Spencer Churchill dentro de unas de sus frases, nos dejo una muy acertada para estos tiempo de cambio donde hay que acabar con el socialismo y dar paso al verdadero capitalismo, él decía “ Un fanático es alguien que no puede cambiar de opinión y no quiere cambiar de tema”

“ El hombre que quiere crecer, debe superar el pasado y forjar el presente”

Morfema Press

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here